miércoles, 22 de octubre de 2008

Un par de cosillas

YOLANDA.- Así le pusieron sus papás, pero a la gente le ha estado valiendo madre desde hace treinta y tantos años y le ha deformado el nombre arbitrariamente. Es mi mejor amiga, -lo digo yo que entre otras cosas puedo presumir de tener muchas amigas-. Además de tenerla cerca de mi corazón, la tengo muy cerca de mi cubículo (sin albur, señores, por favor), así que cada vez que se me presenta un problema cuya solución es posible gracias al photoshop acudo a ella. Yolanda es la responsable de las caricaturas que desde hoy adornan la parte alta de este blog.

Primero aparezco en 1973, año en que nací. Yola me dibujó con la mano derecha metida en aquél trajecito de baño leopardezco que mi mamá me compró en un escenario muy ajeno a mi voluntad. Luego estoy en 1983, hecho todo un preadolescente puñetón (y puñetero). A un lado estoy representado en 1993, formando parte de la mamonamente llamada Generación X de los 90's. En el 2003 me casé, (a los 30 añitos), con la Maga, mujer de complicada pero no aburrida definición. Al último de la tira estoy como me veo hoy, con teclado e hijo en mano. Ésta es mi vida en cinco pequeños módulos. Muchas gracias, Yolita. Otra vez.

STP.- Una buena banda de rock es aquella que nos garantiza un acomodo sutil de la estridencia. Ayer fui a ver a los Stone Temple Pilots que reúnen en cada nota lo anterior. Qué raro es agradecer que las drogas no hayan sumido en la tumba al cantante Scott Weiland, a pesar de que hace años inhaló y se fumó hasta las croquetas de su perro. También le agradezco a Duff McKagan y a Slash que lo dejaron libre después de que ese proyecto llamado Velvet Revolver no terminó de levantar. Otro agradecimiento se lo debo a mi tarjeta Santander con la que firmé el par de boletos que me tuvieron brincando como veinteañero en la cancha, y también gracias a McDonald's sucursal 24 horas de Ave. Constitución por crear una no-vomitable hamburguesa con salsa vinagreta cuyo nombre no me acuerdo, pero que puede ser algo así como Mac BajalealaPeda.

El concierto fue inenarrable. Sólido y redondo. En algún momento de la noche vi que a la Maga le burbujeaban los pómulos y entonces le pregunté a mi amigo El Peddie:

- ¿Tú crees que a nuestras viejas les guste ese guey (Weiland)?
- Cabrón, ¡hasta a me gusta ese guey!- me contestó el muy gay.

Termino este post con una petición: Dios, danos más rockstars y menos políticos.
Y como posdata: el calendario quiso que el concierto de STP cayera en martes. Señoras y señores, frente a sus ojos tienen el primer martes para recordar. Adiós.

6 comentarios:

Chef Herrera dijo...

excelentes caricaturas de Yol, hay que felicitarla. Visten bien al blog.

Lau dijo...

a mi tambien me encantan las caricaturas de Yol:D esas que te hizo estan geniales!!!

la burbuja de yol dijo...

quedo muy bien amigo, despues de todo. nunca me has dicho yolanda verdad?. Oye ya sabes que yo no se nada de musica pero esta rolita que pusiste me gusto.
cuando nos vamos a taquear?

Lupita V dijo...

quedaron fregonas las caricaturas.....
felicitaciones a la Yol! se lució la amix...

Y que bonito te expresas de ella, se nota el cariño..

Lourdes dijo...

Quedaron fregonas las caricaturas Yol!
se ven muy padres en tu blog Eugenius.
yo me acuerdo de ti asi como en la caricatura de 1993 :-)
saludos,
L

Ale dijo...

1. ¡Muy chidas las caricaturas de verdad! ¡Felicidades a la autora!
2. ¡Muero de envidia! Como leí por ahí: "Me da gusto por tí, pero ¿por qué yo no pude?" ¡Yo me perdí el concierto de los Stone Temple Pilots en Guadalajara! Snif.

Muchos Saludos envidiosos ;)