viernes, 9 de enero de 2009

El 'mijo' pródigo

El Consejo Regulador de Mensadas Importantes está de manteles largos. Algunos miembros se alebrestaron tanto con el notición que quisieron matar -ya muerto- al marrano más gordo de la Carnicería Ramos para montar con el cadáver del animal un banquete digno de la ocasión.

No es para menos, la buena nueva es que, contra todos los pronósticos, el querido Tata Emo se ha independizado de sus padres. O casi.

Sí, believe it or not, el único rockstar que aún vivía con sus progenitores (mucho después de cumplir los 30), ha decidido comprar -o alquilar, no se sabe- una casa con el objetivo de, por fin, destetarse del terruño.

El hombre referido, también conocido como Peddie por su bien engrasada facilidad de empujarse Jack Daniels amarillos como miados de mula, tiene una vida como la del hijo pródigo, pero invertida. El de la Biblia era un muchachito muy inquieto que un día de otoño le pide dinero a su jefe y se larga de la casa para gastarlo en mujeres y rocanrol romano en una zona muy parecida a Las Vegas, pero con camellos. Luego de andar por los atajos de la vida regresa con una cruda abundante, la cola entre las patas, pobre y hediondo, y su padre en vez de recibirlo con un zape, manda matar al cordero más pachoncito para celebrar que su hijo ha vuelto.

Pues bueno, a Tata Emo le sucede lo contrario. Ya sus padres no hallaban la manera de largarlo de la casa, entonces es muy probable que con la independencia del más pequeño de sus hijos armen una fiestota de vecindad como la de la película El Callejón de los Milagros. Hasta el momento en que escribo esta entrada no he pisado el suelo de su nueva casa, pero nomás lo haga les traeré hasta aquí renglones llenos con todo lo que vi. ¡Felicidades, mi Eddie!.

OTRA MENSADA IMPORTANTE.- Mateo ya sabe dar abrazos. Si quieres uno de estos cariños sólo tienes que ponerte en posición de catcher beisbolero para que el pedazo de caos agarre vuelo como el toro de la Pantera Rosa y se lance hacia ti con los brazos abiertos. El muy cortés todavía se atreve a darte palmaditas en la espalda como de sana sana colita de rana antes de moverse hacia otro lado. Este cariño dura poco, pero dura para siempre.

VIERNES MUSICAL.- Ahora que Peddie va a dormir solo en su nueva casa, le mando desde aquí una canción de cuna para que no entre en pánico por las noches (aunque él duerme de día). Se llama You and Your Friend y la toca Dire Straits, grupo de espantosa moda, pero de altísimo nivel. Nosotros oíamos esta canción de fondo en la universidad cuando nos echábamos siestas de auténticos huevones con el objetivo de evadir las tareas de la tesis. A todos ustedes, les deseo un muy buen fin de semana.


8 comentarios:

Antonio dijo...

Qué cosas. Pensar que yo me fui de casa con 23 años y ya me parecía que era un abuelo.

Disfruta de los abrazos de Mateo que cada uno es diferente al anterior.

Saludos.

A.

Srta. Pelo dijo...

Mateo es una chulada, yo quiero que me abrace también :)

Cabrón Insensible dijo...

Cuidado porque la señorita pelo es un pederasta, y cuidado porque está en la edad en la que tranquilamente te puede embestir en los genitales.

Cabrón Insensible dijo...

Ah, hasta ahorita me cayó el veinte, el vato ese es el de Jumbo edá?

Lau dijo...

bien por la independencia de Eddie!!
que lindo Mateo!! ya me lo imagino!! disfrutalo mucho!!

Ontobelli کτγℓع dijo...

Que mal momento. Eso de elegir la peor crisis económica del mundo desde la invención del dinero es una mala idea. Pero ya lo hizo.

La independencia económica es una variable nacional en muchos casos. En EUA un muchacho de 15 años puede trabajar y ganar dinero para vivir razonablemente bien. Tiene seguros y ayudas de todo tipo. Así que lo hacen. Mientras que en otros paises es ilegal trabajar con menos de 18 años y si consigues empleo te pagan 100 dólares al mes que no sirven ni para comer. Por eso es que en México se ha hecho costumbre retrasar cada vez más la independencia económica. Y más en ciudades caras como DF o Monterrey.

Yo me libre de mi madre a los 14 años, me fui a estudiar a otra ciudad. Pero eran otros tiempos.

Srta. Maquiavélica dijo...

hola guapo, thanks x tu visita y lo q mas me gusto de tu blog fue tu perfil jejeje q buena descripción me sacaste una carcajada(y soy difici de reir)
y pues estoy viendo el video de la rola q pusiste.....
besos

Mr. Ñets dijo...

Antonio: Yo me salí a los 29, ya hecho un tatarabuelo.

Pelito: Mateo de seguro te daría varios.

Cabrón: Sí, el él. Saludos. (Me divierten tus historias etilicas).

Lau: Entré a tu blog. No estés triste. O sí, pero un rato nomás.

Onto: Se me hace que el Peddie va a soportar la crisis yendo todos los días a comer-cenar con sus papás.

Maqui: Pásate más seguido por acá.

Saludos.