lunes, 19 de enero de 2009

Cajuela abierta

No me molesta que una paloma cague desde lo alto hasta mi camisa, pero que los demás se den cuenta y a cada rato me recuerden que una paloma alivió su vientre sobre mí (-Qué traes allí, ¿es una caca de pájaroooo?). Es decir, me cae mal, no la tragedia por sí sola, sino que los demás se enteren y me embarren la tragedia en la frente. ¿Si caminara solo por el mundo con una caca escurrida en el hombro me molestaría? ¡no!, lo que me enchila es que los demás me vean con la mierdita encima y me la señalen muy novedosos, según ellos.

Algo parecido sucedió antier.

El fin de semana pintaba estupendo hasta que saqué la carriola de la cajuela con más brutalidad que técnica y logré, sin mucho esfuerzo, desmadrar el mecanismo con el que se cierra. Amiguitos: ¿Han intentado cerrar una cajuela que no quiere cerrarse? Es bien bonito: La azotas y la azotas y ésta nomás hace la finta de que ya está cerrada, pero medio segundo después se abre con la misma parsimonia que tienen los campeones rusos de ajedrez. En ese momento sólo falta que desde adentro salga un payasito de hule y te grite: ¡Pendejo!.

Las bestias a madrazos descomponemos las cosas y a madrazos las queremos componer. Lo peor de echar a perder algo es que uno debe guardarse las pestes y las mentadas de madre a un costado del páncreas, pues no hay prójimo a quién echarle la culpa. Si más te enojas, más te hundes. El mal genio es una arena movediza que se traga al menos paciente. A mí.

Pues bueno, el sábado descompuse la cajuela y ahí nos hubieran visto en el estacionamiento de un centro comercial intentando cerrarla a golpes. Afortunadamente la Maga, que todo guarda menos silencio, tenía a la mano un ladrillo de adobe que colocamos encima de la portezuela (palabra muy gay) para mantenerla cerrada mientras rociábamos nuestras flatulencias por las tiendas del mol.

Muy bien, mientras el carro estuviera estacionado teníamos una chilera pero efectiva solución, pero ya encendido y andando no podíamos circular con una pieza de adobe arriba de la cajuela pues corríamos el riesgo de lapidar a un inocente transeúnte (palabra old fashion).

La Maga -ahora sí convertida en MacGyver, aquél personaje de la TV que arreglaba todo con una navajilla- amarró a la defensa el seguro de la cajuela con un mecate, mismo que tronó en el primer arrancón. Así las cosas, tuve que conducir -sin quitar la cara de estúpido- por las infestadas avenidas de esta ciudad con la cajuela abierta, es decir, con el Astra enseñando los calzones y la cruceta.

¡Ahhh, pueblo solidario!, no teníamos ni 100 metros recorridos cuando nuestros compañeros de carril empezaron a pitarnos y echarnos las luces largas para "avisarnos" que nuestra cajuela iba abierta como si no nos hubiéramos dado cuenta. Yo, sin bajar la ventana, tuve que explicar con mímica a los buenos samaritanos que ya sabía, que muchas gracias por avisarme, que qué lindos, que muy buenas noches, ¡y que ya no estuvieran chingando! (esto no se los expliqué con ademanes pero lo pensé desde un principio).

Luego opté por encender las luces intermitentes para subrayar que aquello no era una distracción del conductor (yo) sino un defecto de fábrica de la Chevrolet (que casi en paz descansa) combinado con una bestialidad del conductor (yo). Andar así en la calle fue como caminar en los pasillos de un colegio de señoritas con la bragueta abierta sabiendo que no te la puedes subir al mismo tiempo que le pides perdón a la madre superiora por ello.

Para no hacerles el post más largo, el domingo en la noche la MacGyver arregló el problema de una manera tan sencilla que me da vergüenza publicarlo. Si no la hubiera esculcado lo suficiente, apostaría a que mi vieja es un hombre, pero no un pedazo de hombre, sino un hombre de esos alfabetagama que lo mismo son mecánicos que albañiles y científicos y chefs. Mi esposa es un tipazo que arregla las cosas que yo -princesita de la casa- echo a perder.

Volviendo al tema del primer párrafo, yo no sé si a ustedes les sucede lo mismo, o sea, que les caiga mal que les avisen lo evidente, que les digan ¡cuidado! cuando ya se pegaron, que les pregunten ¿te caíste? cuando apenas se están levantando del sentón, que les recuerden que traen mostaza en la corbata cuando obviamente ustedes saben que traen mostaza en la corbata, que les pregunten si andan enfermos al octavo estornudo... O que les avisen que traen la cajuela abierta cuando ustedes mismos la estropearon.

No es lo mismo que te avisen detalles que tú no puedes advertir, como por ejemplo si traes mal aliento, o una llanta ponchada, o si te andan poniendo el cuerno. Pero de las obviedades, ¿es necesario que te informen con tanta emoción?, ¿soy yo el único amargado aquí?.

25 comentarios:

Anónimo dijo...

ya lloré de la risa!

Rosy Rodríguez dijo...

No puedes imaginar como rei...fui feliz leyendo tu blog!...Quiero mas de estos!...Quiero reir mucho!
Un abrazote!

Cabrón Insensible dijo...

No sé, nunca he hecho semejante pendejada... ojalá fuera cierto =(

Pelo dijo...

Mi mamá dice que ser cagado por una paloma es de buena suerte.

Yo tengo muy buena suerte, snif.

Srta. Maquiavélica dijo...

jajajaa no eres el único amargado¡¡¡ sino q la gente se pasa de imbécil repitiendote algo q tu ya sabes¡¡¿ yo pienso q mejor se abstengan esos comments sino quieren q los mandemos al diablo jeje
besos

L Daniel Trejo dijo...

Hahaha. Es como cuando estas en el cine con alguien y te dicen: "Viste eso?!?!?!" ... No cabrón (a) pagué cuarenta y madres para venir a pendejear con el techo. A mi también me cagan esas cosas.

kerubin@ dijo...

No, Eugene, no eres el único amarguetas. Tu post me viene como anillo al dedo, hace rato platicaba con una amiga quejándome de mi mala suerte. Ella, como aquellos que te dicen que traes la braqueta abierta para joderte aún más la amargura, me deja ir un "a mi nunca me pasa eso, mi vida es como el paraíso, pobre de tí". WTF???

En fin, me hiciste carcajearme un buen, c'est la viè!

Saludos!

Tabita dijo...

Si no te lo pudieramos achacar ¿cuál sería la gracia de que cagaste la maleta de tu carro?

Tabita dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Lau dijo...

jajajaja que buen post!! E!!!no eres el unico que le caguen esas cosas... yo les contesto con mal tono YA SE !!!! AAAAAAAAAA
saludos
P.D. Eres afortunado por tener una mujer como la Maga, yo no cambio ni un foco :s

NTQVCA dijo...

Pues que bueno tener una esposa como la Maga, y que fastidio tener que agradecer los avisos que no toleras.
Y eso que nunca le has cerrado la puerta a tu astra con el pulgar adentro, con harto publico en la calle, hacerte que no pasa nada y meterte lentamente a tu casa para gritar con un trapo en la boca...llore como tres horas.

Anónimo dijo...

jajajaja muy divertido tu post, que mujeron es maga para la señorita de la casa Monserrat

Ale dijo...

Debes reconocer que a pesar del coraje y las mil maldiciones que sueltas en el momento es de esas cosas de las que luego puedes reírte a carcajadas después.
Y es que lo cuentas de una manera...¡Yo me reí muchísimo!

Lu dijo...

EUGENIO!

Como diría un amigo, esos sucesos son la jiribilla de la vida, sobre todo la forma en que los narras (sigo atacada de risa!)me imagino contando la anécdota "en vivo" jajajaja.
Salúdame a la Maga por fa!!
Lu.

Teli dijo...

no eres el único amargado.

jajaja la princesita de la casa.

Ontobelli کτγℓع dijo...

Toda una aventura. Y si hay días que parece que todo se conjura en nuestra contra. Esos dias es mejor ir a dormir temprano y al día siguiente todo el universo vuelve a estar en orden. jajaja

Pues no sé porque la gente suele hacer preguntas estúpidas en momento inoportuno. Como ¿yá llegaste? Cuando te estan viendo y dan ganas de responder, no he llegado soy un holograma o algo parecido.

Mónica Gutiérrez dijo...

Qué gusto leerte!!! ya se me había olvidado lo divertido que puede ser reir con (¿de?) un amigo bloguero.
Tu marida me cayó retebien y me rei mucho porque no importando el desperfecto, el shopping es el shopping y ese no se suspende ¡faltaba más!.

Lourdes dijo...

jajaja me muero de la risa E! q buen post

que buena onda tu esposa :-) tengo muchas ganas de conocerla se ve que es super buena onda
un abrazo al principe de la casa, como esta?
saludos,
L

Anaya dijo...

Amargado ñeee!! solo expresas lo fastidioso que es que la demas gente te diga las cosas obvias, yo tambien lo odio ja!! como cuando preguntan ya llegaste??( Nooo, soy una ilusion optica, y solo te vengoa decir que ya vengo en camino eeh!! ¬¬..)(osea que no te estan viendo,preguntome yo??)jojojo!!

Mr. Ñets dijo...

¡Veinte!

Muchas gracias a todos ustedes por vaciar aquí sus comentarios.

Update: A cinco días de la "tragedia" no he querido abrir la cajuela por temor a que se vuelva a joder. Todas las chivas las meto en el asiento trasero a ladito del asiento de Mateo. Espero poder vender el carro pronto, pero no sé si venderlo reparado o descompuesto de la cajuela...¿?

Saludos.

Anónimo dijo...

Pues cuidado con lo que dejas a la vista adentro del auto. Que en el DF por un chicle te rompen un vidrio. Según sé en Monterrey cada vez esta peor el crimen.

Ontobelli desde las tinieblas.

Ave Fenice dijo...

vaya, hasta que un hombre reconoce que las mujeres y mas su señora dama... puede con todo.

anaencrucijada dijo...

Y sera bueno avisarle a alguien que le ponen el cuerno?? Aca en la oficina hay una tipa casada que anda revolcandose con un casado y se regodea queriendo que todo mundo se entere...le avisare a su marido??
Por otro lado un aplauso de pie a la Maga!!

juan carlos lopez dijo...

Nunca había leído una narración tan buena de una pendejada que pasa todos los dias, que buena descripción de echos, deberias escribir un libro que se llame mis pendejadas y yo, y tu esposa uno que diga como resolver las pendejadas que hace mi esposo. YO LO COMPRARIA

Karla Colin dijo...

Oyee y a todo eso cómo cierrro la cajuela, porqué yo también por bruta saqué la carreola con brutalidad y aún más bruta limpie la cajuela quitando el empaque y ya de plano no cierra se rebota. Le preguntas a tu muejr por favor? Gracias.