miércoles, 9 de septiembre de 2009

'Help!'

Desperté más Manolito que nunca, pues hoy la beatlemanía está de fiesta con el lanzamiento del videojuego The Beatles: Rock Band y de toda la música del cuarteto remasterizada.

Creo que ustedes saben que todo lo relacionado a ese grupo me da una beatlemegaflojera y que esta postura no obedece a una intención solapada de ser contreras o diferente; sencillamente las canciones de John, Paul, George y Ringo no me gustan. O por lo menos no me encantan.

Cada vez que digo esto en público mi amigo Peduardo me fusila con una mueca y con un ramillete de mentadas de madre, pues no puede entender que me guste tanto el rock y al mismo tiempo sea indiferente a Los Beatles. Su argumento principal está cimentado en la idea de que toda la música popular contemporánea le debe algo a los ingleses de Liverpool.

Hace meses, Pelito dio en el clavo cuando explicó que el gusto por Los Beatles en muchos casos es heredado, es decir, que los papás que hacen sobremesa escuchando "A Hard Day's Night" es más probable que desarrollen en sus hijos un cariño entrañable por la banda. Esto me consta, porque un amigo que es altamente beatlemaniaco le toca en la guitarra todos los éxitos del grupo a su hijo de dos años desde que éste era un feto logrando ahora que el pequeñito con pelo de cazuela enloquezca al escuchar "Get Back".

Mi única anécdota en relación a Los Beatles sucedió hace 13 años cuando el Álbum Blanco me salvó de una deprimente mañana inviernal. Vivía yo en el DF, era martes o miércoles, y mi carencia de trabajo era tan grande como mi cruda acumulada. Estaba solo, acostado en el piso de una casa que rentaba junto varios individuos ambos sexos y recuerdo que no había chococrispis para desayunar. La detonación del timbre me abortó del silencio y de la contemplación del techo. Me levanté como se levantan las jirafas, abrí la puerta y descubrí que el visitante era un señor patilludo no más alto del metro sesenta y cinco que apretó mi mano con la misma certeza con la que David descalabró a Goliat.

- Tú debes ser Eugenio- me dijo con un pie adentro de la casa.

Era el papá de Vanesa, una de las estudiantes con las que yo compartía la casa. Noté enseguida que de su mano izquierda colgaba una bolsa de Tower Records. El hombresito se disculpó por llegar sin avisar y me preguntó si no tendría yo una grabadora que leyera cedés. Entonces lo dirigí hacia el comedor en donde estaba nuestro departamento de sonido, mientras él arrancaba con uñas y dientes el papel de un compacto con la portada totalmente en blanco. Apenas dio inicio la primera canción, el patilludo puso los ojos de alivio, parecidos a los que pone Jared Leto cada vez que se inyecta en Requiem for a Dream.

El papá de Vanesa flotaba cuando me platicó que ese disco -al que calificó como el mejor de Los Beatles- lo tenía en elepé y en caset, pero que era la primera vez que lo escuchaba en cidí. Luego me explicó la historia de su grabación y de la tensa situación que tenían los integrantes en 1968. También habló acerca de los redobles que hace Ringo en la batería y de la leyenda de que Paul fue quien en realidad los grabó.

Pasamos un rato brincando de un silencio incómodo a otro, y no sé en qué momento de su ponencia el papá de Vanesa sacó sus ojos del beatleparaíso para colocarnos en mi rostro todavía amodorrado.

-Mi hija me ha dicho que no andas bien-, disparó.

Y de ahí en adelante el señor se descoció en un discurso motivacional, que, la verdad, sí me alivió. Me explicó que así pasaba a veces con la juventud, que no me desesperara, que él sabía que yo era un buen muchacho con todo y que andaba extraviadón, que caerse está bien, que levantarse está mejor, que la vida no es un pay de limón, pero que hay que hallarle el sabor a limón, etc.

Conversamos un rato hasta que el papá de Vanesa terminó el tema con un consejo muy alejado de la estética de Abbey Road.

- Intenta hacer todas las cosas que hagas como Hugo Sánchez, que por quedarse más tiempo en los entrenamientos llegó a ser el futbolista mexicano más chingón-, me sugirió.

(¿En qué momento pasamos de Los Beatles - a - mí - a - Hugo Sánchez?

El Álbum Blanco terminó antes de que la visita decidiera despedirse. Fue una muy buena mañana después de todo. Volví a ver al papá de Vanesa dos o tres veces, la última de ellas una semana antes de largarme del DF porque llegó a recoger la cama y el armario que había yo comprado en la Comercial Mexicana. No recuerdo si los muebles se los vendí o se los regalé.

TRIVIA.-
¿Qué tiene que ver la foto de Megan Fox con el post?
a) Nada, pero sale muy bien.
b) Todas las anteriores

22 comentarios:

Julio C324r dijo...

Así pasa. Conmigo no es la música en si... son los momentos.

Kózmica dijo...

Moría por escuchar esta historia que ya habías prometido en posts antes.

Sabes que anoche que salió Dhany Harrison con Conan O´brien diciendo todo lo que pasaría hoy con eso del Rock Band y los remasterizados me acordé de tí, pensando en la locura que vivirías y tenía en mente preguntarte tu historia.

Me has leído el pensamiento.

Mi disco favorito también es el blanco :)

Saludos!

Lau dijo...

eres el ùnico antibeatle que me cae bien :)

Lau dijo...

ah y mi disco favorito de los beatles es Abbey road :)

Ministry of Silly Walks dijo...

Después del de Aerosmith, esperaba éste videojuego con gran júbilo. Para mi fortuna mis hijos desarrollaron-adquirieron el gusto por los Beatles por sí solos, yo andaba muy ocupada oyendo otras cosas, así que ahora sólo espero que me dejen jugar.

la burbuja de yol dijo...

La única conección y anecdota que tengo con el grupo es que la pinki página de hoy, sobre la música remasterizada de ellos, me sacó canas verdes y naranjas fosfo por sacar el orden de toda la discografía...Grrr

p.d. Lau, tambien soy anti-beatles comadre

p.d2. Ni al caso la Fox, jajaja

Lau dijo...

entonces corrijo comadre son dos personas antibeatles que me caen re bien :) y tambien pienso que la fox ni al caso... es màs me cae regorda :s jeje saludos!!!

Berenice dijo...

yo vivi en liverpool durante un anio y no sabes, ahi se respira beattlemania, todo absolutamente todo tiene que ver con ellos, la ciudad esta tapizada de sus fotos, los bares tocan su musica enloquecidamente, cada evento se hace con motivos de los beattles, TODO hermano, tooooodo.. yo vivia exactamente enfrente de su museo y tenia las afueras de mi edificio sieeeeempre llenas de turistas enloquecidos tomando video y fotos.. a mi si me gustan, pero los ames o los odies viviendo en liverpool acabas por vomitarlos..

Ann dijo...

ups no te gustan, chin, igual me caes bien, tu tambien Yol, ah y tambien Manolito....
comparto contigo el punto de que eso se hereda, yo lo tomé de mi padre, tiene todos toooodos sus discos, bueno tenía por que cuando me mudé me apropie de ellos y ahora forman parte de mi discoteca. por cierto, a mi hija tambien le gustan....tres generaciones!

Spot Gabbiani dijo...

yo digo que b

eca dijo...

gracias a los beatles recibiste un buen consejo que te trajo hasta donde estás ahorita. creo.
saludos.

Nancy dijo...

A mi no me gustan Los Beatles :P

NTQVCA dijo...

"Nada, pero sale muy bien" es la respuesta.

Y que buena onda del señor, aunque creoq eu cuando nos vamos haciendo grandes queremos darles consejos a todos para seguir el camino amarillo!

Anónimo dijo...

Cuando supe que Kurt Cobain admiraba a Los Beatles (sobre todo a John Lennon), me di la oportunidad de escucharlos...y me quite un poco el ser antibeatle... te paso el tip, tal vez te funcione...

El Contador Ilustrado dijo...

todas las anteriores!!!!

MLD dijo...

TODAVIA NO CONTESTAS PORQUE NO TE GUSTAN LOS BEATLES
MEGAN FOX COMO EL COMERCIAL DE HERNANDEZ JR CON LA TOPOCHICO....SIEMPRE CAE BIEN!!!!

Adrián dijo...

Si Hugo Chávez cantara Let it be me caería mal.

Lupita V dijo...

Hicieron lo que hicieron, nunca fui fan de los beatles, es más, sin ofender a los fanseses, era motivo de burla que alguien le gustaran porque deciamos "mira los ruquicientos que les gustan los beatles"
Pero ahora ya soy mayor, (jeje) ya respeto, y no me meto con los gustos musicales.
cada quien hacer de su oido su rehilete particular.

Por cierto, tuve un maestro en la prepa, que era hiper ultra fan, que fue hasta Liverpool a empaparse del mundo beatle.
claro, que se le quedo el apodo de " el bitle rebelde" jajajajajja!!
Lo odié.

Asgard dijo...

ami la neta los "bitles" me cagan, muchas veces creo que ese gusto no es mas que una mera pose

Reign dijo...

Ah yo soy de ésas que si gustan mucho mucho de los bicles pero entiendo por qué a algunos puede no gustarles, la cosa es que hablando en cuestiones prácticas, son como CUALQUIER grupo... osea, a algunos les gusta, a otros no.

La leyenda detrás, los logros, las historias, son cosa aparte.


(Megan Fox mamacita ñam)

amellado dijo...

Pues con la pena pero a mi sí me gustan los beatles, entiendo a quien le parezca equis su musica pero no para definirse "antibeatle", no creo que sea tan controversial su ruido, podría ser controversial su "imagen" - "mercadotecnia" pero no la musica...

En fin acepto que mucho es la historia que hay detrás y que en la mayoría de los casos es gusto heredado... Como anecdota personal me fui hace una mes al concierto de Paul McCartney, me llevé a mis papás (personas serias que a los unicos conciertos que han ido en los ultimos años han sido de musica clasica) y fue un comeback impresionante para los dos, no se lo podían creer, no se sentaron en toda la noche, casi lloran.

MI CONCLUSIÓN es que gran parte de la beatlemanía es la historia que hay detrás y por qué no darle el credito y disfrutarlo. Ahh y también que debo de llevar a mis papás más seguido a conciertos de rock para que se alivianen.

amellado dijo...

jajaja me di cuenta que casi escribo un articulo... ahi una disculpa